Sois muchos los alumnos que preguntáis que cuándo os podéis presentar al examen práctico. ¿Hay un número mínimo de clases prácticas que debamos hacer antes de podernos presentar? Estas son cuestiones muy importantes pero con muchos detalles a tener en cuenta. Por esta razón vamos a tratar de dar respuesta.

En primer lugar hay que decir que la normativa no dice que haya un número de clases mínimas que se deban de hacer antes de poderse presentar a la prueba de circulación. Sí que puede suceder que algunas autoescuelas estipulen un mínimo de clases en el contrato. Por este motivo es muy importante que te informes de este detalle y lo verifiques en el contrato cuando lo vayas a firmar.

Por otro lado, sea que haya un mínimo de clases o no estipuladas en tu autoescuela, tienes que recordar que cuando tú has aprobado el examen teórico lo más probable es que ya haya otros alumnos haciendo clases prácticas. Con esto queremos decir que lo normal es que exista un tiempo de espera desde que apruebas el examen teórico y empiezas las clases prácticas. Este factor va a depender del volumen de alumnos que tenga la autoescuela y el método de organización de clases que utilice. La lógica nos dice que el que llega el último se coloca en la parte final de la fila.

Teniendo el párrafo anterior en cuenta, debemos tener el mismo criterio a la hora de presentaros al examen práctico: el orden de lista. Pero ¿hay otros aspectos importantes para determinar si puedes ir a examen? Por supuesto que sí. A continuación mostramos cuáles son:

  • El criterio del profesor/ra. Este aspecto es el más importante. Tu profesor/a, por su experiencia, sabe muy bien si estás preparado/a para aprobar. Conoce muy bien cómo son los exámenes, qué es lo que más penaliza, cuáles son tus puntos débiles... Así que lo normal es que el profesor/a, teniendo en cuenta el tiempo que lleva el alumno/a, el número de clases que ha dado y cómo se desenvuelve, de prioridad a unos sobre otros. Y esto es especialmente importante por el siguiente punto.
  • El número de plazas asignadas para el examen. Es la Jefatura Provincial de Tráfico la que asigna, además de las fechas y las horas, el número máximo de alumnos que puede presentar una autoescuela. En muchas ocasiones se nos dan menos plazas de las que nos gustaría utilizar. Por lo tanto, es normal que se dé prioridad a unos sobre otros, porque queremos aprovechar lo mejor posible esas plazas. Y esto se consigue presentando a examen a los que están mejor preparados.
  • El número de oportunidades que ya ha tenido el alumno. Tristemente algunos alumnos no aprueban el examen. ¿Qué ocurriría si solo diéramos prioridad a los que ya han suspendido una o varias ocasiones? ¿Qué pasaría con algunos alumnos que están preparados y todavía no han tenido su oportunidad de presentarse? Por esta razón, una vez más, el criterio del profesor/a es tán importante.

Todos estos aspectos nos recuerdan que no somos los únicos alumnos de la autoescuela y que debemos demostrar empatía, es decir, ponernos en el lugar del profesor/a, que no tiene un papel nada fácil, y de los demás alumnos.

Debemos olvidarnos de las leyendas urbanas que dicen que a las autoescuelas nos interesa que los alumnos den más clases de las que necesitan realmente. ¿Qué fama se ganaría una autoescuela que por presentar alumnos no preparados tiene una tasa de aprobado muy baja? Las estadísticas dicen que solo entre el 30 y el 40 % de los alumnos aprueban a la primera el examen de circulación. Eso demuestra que no es una prueba tan sencilla y son muchos los que no aprueban por no hacer caso a su profesor/a. Y no vamos a negar que el factor económico es muy importante, pero ¿cuánto dinero se podrían haber ahorrado muchos en renovaciones y exámenes si hubieran ido mejor preparados?

En Autoescuela A Ras no queremos engañarte, por eso...

¡CONFÍA EN A RAS Y EN SUS PROFESIONALES!

 

VER OTRAS PREGUNTAS FRECUENTES

 

Pin It